El Veraz  
El Veraz en Youtube
Portada
Audio y Video
Raíces
Los 10+
La otra Cara
Documentos
Estadísticas
Victimas Cubanas
Cartas de Cuba
Galería de Cuba
La del Turista
La del Cubano
Rostros Cubanos
Nostalgia Cubana
Los Interpretes
Galería de Puerto Rico
Isla del Encanto
Sitios de Puerto Rico
Búsqueda
Buscar en ¨El Veraz¨
Sitios de Cuba
Prensa internacional
Artículos anteriores
Artículos anteriores
Divulgue la verdad
Imprimir Articulo  
Envie Articulo  
A Favoritos  
| El Veraz. | San Juan, Puerto Rico |
Ché: El hombre devorado por un Póster

Argentino, cubano, boliviano; médico, economista y militar; burgués, comunista y trotsquista; capaz tanto de firmar cientos de sentencias de muerte como de parar un ataque porque sus enemigos dormían... Ernesto «Che» Guevara es, ante todo, un hombre hecho de luces y sombras a quien la muerte convirtió en mito.

Ernesto Guevara era, en los primeros meses de 1959, un hombre castigado por la penuria de casi dos años de lucha en la sierra cubana, con su asma a cuestas, la barba larga, el cuerpo seco y un brazo en cabestrillo. Con su acento argentino y su hablar casi en voz baja, cumplió con efectividad su primer encargo en la nueva Cuba revolucionaria: dirigir la Comisión Depuradora de La Cabaña, organismo encargado de juzgar a los responsables de crímenes cometidos durante el régimen anterior.¹

Firmó 350 penas de muerte

El hoy profesor en Puerto Rico, José Vilasuso, relata que en ese tiempo «yo era un abogado de origen humilde, recién graduado» que se integró en dicha Comisión. «El Che era un hombre asequible que pasaba largas horas perorando de política en su despacho de la vieja fortaleza, con su grueso tabaco asomando por un lado de la boca y cuyo sabor alternaba con sorbos de mate. A los pocos días de comenzar los juicios nos reunimos con él. Una idea central resumía su pensamiento: “No demoren los casos, noto mucha lentitud en los procesos, tenemos demasiados juicios pendientes, deben dejar a un lado los prejuicios burgueses; esto es una revolución y se necesita proceder por convicción». Su mandato se cumplió: durante los meses de enero a julio de 1959 se fusiló de lunes a viernes, «el promedio osciló entre uno y siete cada noche». En toda Cuba, el proceso costó unas 4.000 vidas. Sólo en La Cabaña, bajo la supervisión directa del Che, «se aplicó la pena capital a no menos de 350 seres humanos».

El particular Nuremberg –mucho más sangriento que éste– de la Revolución cubana marcó a Guevara, que pasó a ocuparse luego del Banco Nacional , del Ministerio de Industria ² y, finalmente, a buscar fuera de Cuba algún lugar donde hacer prender la llama de su Revolución. Para entonces ya había renegado de la ortodoxia soviética y se había enfrentado con la burocracia del régimen castrista, particularmente con Raúl Castro, quien veía en el Che el competidor directo.

En Bolivia, hacia donde parte con la seguridad de que Fidel Castro no hará nada para ayudarle, pasa once meses intentando hacer germinar la revolución. Allí, el hombre que firmó más de 300 sentencias de muerte, detiene un ataque en plena selva porque en el camión del Ejército ve a soldados harapientos dormitando.

Son las contradicciones de un hombre de carne y hueso, con sus luces y sus sombras, cuyos restos eran enterrados en una faraónica ceremonia orquestada por quien no hizo nada por retenerle cuando le vio partir hacia una muerte segura: Fidel Castro. Y a su diestra, Raúl.

La discusión con Raúl Castro y la ruptura con Fidel

Marzo de 1965. Ernesto Guevara acaba de regresar de un viaje por Argelia y acude a entrevistarse con Fidel Castro. Allí está también Raúl, que acaba de volver de Moscú donde las autoridades soviéticas le han recriminad
o los excesos verbales de Guevara en China y África. El Che ha criticado la ortodoxia soviética y ha mostrado su fervor por el comunismo chino. Raúl Castro le echa en cara la «traición» y le acusa de «trotsquista».

Las pocas versiones que han circulado acerca de la contestación del Che a Castro hablan de un duro enfrentamiento con Raúl e, incluso, de insultos directos hacia el hermanísimo. Guevara, ante la pasividad de Fidel, intenta únicamente arrancar un compromiso a Fidel: que Cuba le apoye en su intento de exportar la revolución a Bolivia. Ni siquiera eso logra.

Ese mes de marzo es la última aparición pública de Ernesto Guevara en Cuba. En abril parte hacia el Congo y en octubre, el propio Fidel hace pública la carta de despedida del Che al pueblo cubano. En ella anuncia que abandona todas sus funciones en el Gobierno y que, incluso, renuncia a la nacionalidad cubana. Es la ruptura definitiva con Fidel.

Ernesto Guevara de la Serna, argentino, 39 años

1928: El 14 de junio nace en Rosario, Argentina, en el seno de una familia burguesa, Ernesto Guevara de la Serna.

1945 a 1951: La familia Guevara se traslada a Buenos Aires. Ernesto termina sus estudios secundarios y comienza la carrera de Medicina. También empieza a viajar por el continente.

1953: Se diploma en Medicina con una tesis sobre Alergología (él es asmático). Viaja a Bolivia y Guatemala.

1954: Conoce a la economista peruana Hilda Gadea, exiliada en Guatemala, con la que se casará un año después.

1955: Instalado en México, entra en contacto con los revolucionarios cubanos allí exiliados.

1956: Conoce a los hermanos Castro, Raúl y Fidel. Éste es un joven abogado que se ha exiliado de Cuba tras ser amnistiado por el frustrado asalto al Cuartel de Moncada.

En diciembre desembarca en Cuba, a bordo del «Granma», junto a Castro y 80 revolucionarios más en un intento de derrocar al dictador Fulgencio Batista. Por sus comienzos victoriosos, es promovido a «comandante».

1958: Toma la villa de Santa Clara.

1959: Guevara y sus hombres, «los Barbudos», hacen la entrada triunfal en La Habana el 1 de enero. Veinte días después mueren su mujer y su única hija.

En junio se casa con la cubana, miembro de la resistencia, Aleida March. En noviembre es nombrado presidente del Banco Nacional.

1961: Castro le nombra ministro de Industria.

1964: Tras participar en la Asamblea General de la ONU emprende un viaje de tres meses por China, África y otros países del Tercer Mundo.

1965: Tras volver a Cuba, hace su última aparición pública en La Habana en el mes de marzo.

En abril sale hacia el Congo para intentar establecer un movimiento guerrillero con las milicias nacionalistas. Allí se desespera con los dirigentes de estos movimientos y, en especial, con el actual presidente, Laurent Kabila, a quien reprocha sus excesos y su nula presencia en las acciones.

En octubre, Fidel Castro hace pública una carta de despedida del Che en la que éste anuncia el abandono de todas sus funciones en el Gobierno y la renuncia a la nacionalidad cubana, pese a mostrar su apoyo a Fidel.

1966: A finales de año deja clandestinamente Cuba con destino a Bolivia para exportar al continente la revolución.

1967: El 8 de octubre es herido y capturado por el Ejército de Bolivia después de 11 meses de guerrilla en la sierra. Su salud es deplorable: no tiene medicinas para tratar su agudo asma.

El 9 de octubre es ejecutado en la escuela de La Higuera, en la localidad boliviana de Vallegrande, de dos ráfagas de metralleta disparadas por un soldado ebrio al que le prometieron un reloj de oro. Su cadáver es enterrado en una fosa común. Antes, sus manos han sido cortadas y llevadas a Cuba. Castro las conserva en un lugar secreto.

1997: En julio, sus huesos son hallados en una pista de aterrizaje en Vallegrande. Semanas después, son enviados a Cuba, donde Castro los recibe con todos los honores.

LA OTRA CARA DE LA MONEDA

Desdichadamente, Che Guevara dejó una estela de sangre en Cuba en lo relacionado a sus oponentes. Este rastro de sangre apareció primeramente, en la provincia de Las Villas, región central de Cuba y terminó en la prisión de La Cabaña, en La Habana. La toma de la ciudad de Santa Clara fue sangrienta para sus oponentes. En esta batalla el Che perdió sólo un hombre de su columna, el Vaquerito, joven combatiente que era un protegido de Celia Sánchez, pero tuvo algunos heridos. Durante la batalla, un grupo de militares se atrincheraron en un hotel, en el centro de la ciudad, finalmente, se rindieron. Muchos prisioneros fueron ejecutados sumariamente. Puestos ante el paredón de fusilamientos, sin juicios ni misericordia. Estas ejecuciones se llevaron a cabo frente a fotógrafos, periodistas y cámaras de cine. Los prisioneros, en muchos casos, eran jóvenes campesinos que se habían unido al ejército como último recurso de desempleados y eran conocidos como: "casquitos".

En La Habana, el Che fue nombrado jefe del campamento militar de La Cabaña. Este antiguo cuartel, era utilizado como prisión desde tiempos en que Cuba era colonia de España. Más que una guarnición militar, era conocido como una prisión. Cuando fue construido en el siglo XVIII, tenía un gran valor estratégico defensivo. En el siglo XX, era más un monumento histórico que una plaza de importancia militar. Los nuevos armamentos y la aviación lo habían convertido en algo obsoleto, desde el punto de vista bélico. La Cabaña, pronto adquirió nefasta fama: Una abarrotada prisión y centro de ejecuciones día y noche.

El "guerrillero heroico", se convirtió en jefe de la prisión y centro de ajusticiamientos. En los primeros meses del 1959, La Cabaña fue seleccionada para estos fines, por estar bien apartada, aunque en la ciudad de La Habana y no muy accesible al público. Los prisioneros venían de todos los lugares de La Habana y de algunas provincias. El Che, no los había condenado a prisión o muerte. Se limitaba a cumplir las órdenes sin protestas, excusas y orgullo. Un miembro de su columna, de origen estadounidense, conocido por el nombre de Herman, actuaba como jefe de uno los pelotones de fusilamientos. Este individuo usaba un revólver a la forma de los "cowboys" del Oeste estadounidense, y era el encargado de dar el tiro de gracia. Herman, gustaba de hacer girar el arma, macabramente, en su dedo índice y soplar el cañón del revólver después del disparo. Se refería a la Cabaña, "como su coto de caza" o "su campo privado de tiro". Desconozco cómo y cuándo este cruel sujeto apareció y desapareció de Cuba: un aventurero más. En aquellos meses, Herman era parte de la tropa del Che.

Varias personas que visitaron la oficina del Che, en La Cabaña, desde donde se veía el lugar de las ejecuciones, fueron invitadas por éste, para que lo acompañaran a presenciar las mismas desde su ventana. Paradójicamente, la ejecución del comandante Humberto Sorí Marín, compañero de armas del Che en la Sierra Maestra, fue similar a la de él posteriormente en Bolivia. Sorí Marín, se había separado de la revolución y estaba conspirado contra Castro. Semanas antes del desembarco de Bahía de Cochinos, fue sorprendido, con otros conspiradores en una reunión clandestina. Hubo un encuentro a balazos con la policía secreta de Castro y Sorí Marín cayó mal herido. Inmediata condena de muerte en La Cabaña, Sorí Marín no podía sostenerse en pie por sus heridas. Fue virtualmente acarreado al lugar de la ejecución, lo amarraron a un poste y lo ejecutaron. Al Che no se le puede discutir su valentía en el campo de batalla, ni su crueldad terminada la lucha. Muchos estiman que más de dos mil personas fueron ejecutadas en La Cabaña. Acepto el más conservador de este cálculo y llevo el número a la mitad: 1000 personas.

Cuando el Che fue nombrado Presidente del Banco Nacional de Cuba, circulaba un chiste que a él le gustaba repetir. "Fidel reunió a sus íntimos colaboradores y dijo que necesitaba un economista para dirigir el Banco Nacional de Cuba, y preguntó si había un economista en el grupo. El Che levantó la mano y Fidel lo nombró en el cargo. Terminada la reunión Fidel se acercó al Che y le dijo: no sabía que eras economista. El Che respondió sorprendido, no lo soy, creía que preguntabas si había un comunista en la reunión, por eso levanté la mano".

Siendo Presidente del Banco Nacional, el Che se mostró altanero, arrogante y despectivo. Recibía a visitantes y funcionarios, vestido en sucios uniformes de combate y ponía las botas sobre el escritorio, mientras hablaba con ellos. En una ocasión dijo a un funcionario que miró con sorpresa y atención las botas del Che sobre el escritorio. "¿Qué miras, que no tengo calcetines? Tampoco uso ropa interior". Desconozco si lo expresado por el Che era cierto o no. Posiblemente, era una forma teatral de tratar a sus visitantes. En la práctica, las decisiones del Banco Nacional, eran hechas por dos serios economistas del partido comunista cubano: Regino Boti y el profesor Carlos Rafael Rodríguez. Personas capacitadas, respetuosas y muy conservadoras al vestir y hablar.

Lo que muchos vieron como el colmo de la arrogancia fue que Guevara firmó los billetes de Banco de Cuba con su alias: CHE. No obstante, si el Che se conducía de esta forma, Castro lo permitía. Pero, los comunistas de la vieja guardia y sus aliados soviéticos, no compartían su pensar y forma de actuar. Finalmente, el Che fue removido a otra posición.

No se conoce mucho de la vida familiar del Che fuera de Argentina. Se conoce de los matrimonios con Hilda Gadea, peruana, y Aleida March, cubana. Ambas mujeres compartían sus ideas políticas, pero las mismas no han revelado mucho acerca de él. Seguramente, abundan fotografías tomadas por el Che de sus esposas e hijos que algún día saldrán a la luz pública. No obstante, sus hijos, esposas y ocasionales amantes, jugaron un papel secundario en su vida. Sus grandes amores fueron los viajes y las revoluciones. Hay muchas y reveladoras historias de la vida privada del Che.

Aunque el Che disfrutaba de la lectura, sus escritos no revelan un verdadero intelectual. El ritmo de su agitada vida y temprana muerte no le permitió profundizar en disciplinas académicas. Curiosamente, su manual de guerrillas, de acuerdo a los militares expertos en este campo, fue una obra apresuradamente escrita, muy "primitiva" y "obsoleta". Mostraba desconocimiento de la existencia de la vigilancia aérea a gran altura y el uso del helicóptero, como arma táctica. Sus acostumbradas marchas en columnas, grupos de vanguardia, centro y retaguardia; facilitaba a sus enemigos que los emboscaran fácilmente, en media luna y los aislaran, como sucedió en Bolivia. Militarmente, no dio muestras de brillantez ni de gran imaginación. No obstante, su disciplina, tenacidad y valentía en el campo de batalla lo hacían un formidable oponente.³

Cuando el Che desaparece de la vida pública en 1965. Su carrera revolucionaria estaba en pleno declive en Cuba. Básicamente, por sus encuentros con sus adversarios soviéticos. Su aventura de Bolivia, fue una buena salida para Castro y Guevara, al mismo tiempo. El Che sale de Cuba, donde ya no cabía, renunciando a su ciudadanía cubana, con destino a Bolivia sabiendo que Washington y Moscú estaban en su contra. Las armas que llevaba eran inferiores a las de sus opositores. Los mapas que tenían en su poder eran deficientes y carecía, sobre todo, de falta de apoyo de los comunistas bolivianos que seguían a Moscú. Y, llevaba en su expedición a Tania, una mujer, de origen alemán, que se asegura trabajaba para la inteligencia soviética (KGB) y fue su amante y radio comunicadora. No hay dudas que el Che entró a jugar, siendo ya una carta marcada por sus opositores.

Aunque, es innegable que en Bolivia no recibió la ayuda que necesitaba de Cuba, posiblemente, debido a la presión que los soviéticos pusieron a Castro en este sentido. Creo que Castro, en un principio, intentó utilizarlo en Bolivia siguiendo las pautas de la Tricontinental. Sin embargo, actuando en forma pragmática, optó por no enemistarse con los soviéticos por el Che Guevara. Incidentalmente, el Coronel Boris Davidov, miembro de la KGB, acreditado en la embajada soviética en Washington, en 1970, dijo críticamente, ante varias personas, una de ellas Ernesto Betancourt, que el Che padeció de "infantilismo izquierdista" definición despectiva, equivalente a aventurero o desconocedor del marxismo. Reconozcamos, un triunfo de la tesis del Che, que planteaba que toda la dirección política en el país donde actuaban las guerrillas, debía de depender del foco insurrecto, destruía el trabajo que por décadas habían efectuado los soviéticos en todo el mundo. ¿En el caso de la Unión Soviética, porqué ayudar a sus opositores? ¿Esperaba el Che, siendo extranjero, entrar triunfante en La Paz? El mismo reconoció su error antes de morir.

Todavía no se han aclarado muchos aspectos desconocidos de la vida de este personaje. El Che fue un valioso instrumento en manos de su jefe Fidel Castro. Pero no supo o no pudo, actuar independiente de él. Che Guevara, es un ejemplo de un fiel creyente de una ideología sin definir, más utópica que realista.

¿De quién fue víctima el Che: de la CIA, la KGB o Castro? El peor enemigo de Ernesto Guevara fue el Che. Se llegó a convencer del mito revolucionario que él mismo contribuyó a crear. Nunca entendió que en el juego político triunfan los pragmáticos, no los ilusos. En un mundo controlado por Washington y Moscú, atacó a ambos al mismo tiempo. Tuvo admiradores, pero no aliados. Su boca y su pluma pronunciaron y firmaron su propia sentencia de muerte. Fue un Don Quijote internacional, idealista y cruel al mismo tiempo; una compleja personalidad que representaba, posiblemente, las ilusiones y confusión de sus tiempos. Desconoció y subestimó una realidad: el poder de sus adversarios en Moscú y Washington. Tal vez, su vida nunca llegará a definirse totalmente; es posible, que no haya nada más que definir al respecto. Quedará en la historia como un aventurero e iluso personaje, patético, de una época violenta, idealista, cruel y pragmática, llamada: La Guerra Fría.

Hilda Gadea muere en Cuba en el 1974. Los comandantes Jesús Carreras y William Morgan, fueron fusilados en Cuba en 1961. El comandate Eloy Gutiérrez Menoyo, abandonó Cuba en 1961, organizó una expedición armada que desembarcó en la isla pocos años después y fue capturado y condenado a 20 años de cárcel. Cumplida su condena, regresó a Estados Unidos donde fundó una organización llamada Cambio Cubano. Le permiten viajar a Cuba y esboza actualmente una línea de cambios políticos por vía pacífica.

El estadounidense "Herman" vive en algún lugar de los Estados Unidos, anónimamente. El comandante Lázaro Asencio, rechazó el ofrecimiento de ser embajador cubano en Moscú y luchó contra Castro. Actualmente, trabaja como periodista en la ciudad de Miami, donde es respetado por todas las facciones anti castristas. Eliseo Reyes "San Luis", murió combatiendo con el Che Guevara en Bolivia. El comandante "Benigno", Dariel Alarcón Ramírez, era un alto oficial del servicio de inteligencia cubano, en 1996,cuando desertó en Francia y ha escrito un libro explicando cómo fue la "traición" del Che en Bolivia. El Capitán Moisés Silva, desconozco su paradero. Regino Boti, murió en accidente de aviación en la década del 70. Carlos Rafael Rodríguez, murió meses atrás de avanzada edad.

Ernesto Betancourt, es un destacado politólogo en Washington. Félix I. Rodríguez, ha sobrevivido tres intentos de asesinato ordenados por Cuba, se retiró con honores de la CIA, vive en La Florida, ha escrito sobre su historia y trabaja como asesor en el campo de inteligencia. El Coronel Boris Davidov, se retiró de la KGB y desconozco su paradero. Ramiro "Ramirito" Valdés, cayó en desgracia y se encuentra en Cuba, aparentemente separado del mundo de los servicios de inteligencia.
Los restos del Che Guevara, dicen haber sido encontrados en Bolivia y trasladados a Cuba. El Comandante Camilo Cienfuegos desapareció misteriosamente en un avión en Cuba en 1960. Celia Sánchez, murió de cáncer en Cuba en 1980.

Raúl Castro, es la segunda figura en Cuba, donde comanda las fuerzas armadas de la nación. Fidel Castro, aún se encuentra en el poder en Cuba. Sufre de cáncer y se ve muy deteriorado físicamente. Una hija de Fidel Castro, Alina Fernández, logró escapar de Cuba y vive en los Estados Unidos, escribió un libro donde denuncia a su padre abiertamente.

Un nieto del Che Guevara, Canek Sánchez Guevara, 24 años, vive en La Habana, es parte de un grupo musical y abierto crítico de la revolución cubana. Usa camisas con la bandera estadounidense y exhibe en su guitarra un billete de un dólar, pegado o incrustado en el instrumento. Compone canciones en inglés y admira la cultura estadounidense e inglesa del Rock. La nueva generación de cubanos nació y se crió con la versión oficial, del Che Guevara que se ofrece en Cuba.


CHE INEFICACIA

"El Che Vive", ha sido por decadas la consigna propagandistica de la Cuba Castrista. Con el treinta aniversario de la muerte del "Che" y la publicacion de dos biografias del "Che", se ha provocado una explosion de escritos y comentarios sobre la figura del legendario personaje, desgraciadamente muchos de ellos favorables sobre su persona.



Olvidando el hecho de que el "Che" Guevara fue un frio asesino, que llevo a decenas de individuos a morir frente al paredon de fusilamiento, despues de recibir juicios espureos y sin las mas minimas garantias para los acusados, y algunos como el Teniente Jose Castano, fusilado sin juicio por ordenes expresas del "Che". A favor de Ernesto "Che" Guevara se puede decir que era un hombre dedicado por entero a sus ideales, dispuesto al sacrificio, aun el de su propia vida para promover esos ideales.


Que era indiscutiblemente consecuente con lo que el enarbolaba. Una especie de asceta, duro consigo mismo y sus colaboradores, rudo e intolerante. Pero es bueno resaltar que Adolfo Hitler tambien fue consecuente con sus ideas, muriendo en su Bunker de Berlin, no tratando de huir y escapar como mucho de sus colaboradores. No es que pretenda poner en el mismo nivel los horrores cometidos por Hitler, con los asesinatos y abusos del "Che", sino resaltar el hecho de que el que una persona este dispuesta a morir por sus ideas, no convierten a esas ideas en beneficiosas para los pueblos.


En Cuba el "Che" contribuyo a implantar un regimen que negaba, y aun niega los mas elementales derechos del ciudadano. Fue el maximo propulsor del llamado trabajo "Voluntario". Cuando a una persona se le obliga a trabajar en contra de su voluntad sin ser recompensado por su trabajo, a esa
persona se le ha sometido a una especie de esclavitud. En la Cuba Castrista, todo el mundo sabe que el llamado trabajo voluntario, es en realidad obligatorio o forsado. Los cientos de miles y hasta millones de nuestros compatriotas que fueron forzados al trabajo esclavo, fueron victimas de las ideas del "Che".

Como Ministro de Industrias, fue un incapaz, creando decenas de fabricas donde las maquinaria, muchas de ellas quedaron oxidadas en los almacenes. Proyectos que endeudaban a la nacion con creditos a largo plazo por el costo de las maquinarias, para despues encontrarse con que no habia la materia prima que se requeria para fabricar el producto ni dinero para comprarla. Fue ineficaz como guerrillero en el Congo donde fue derrotado por un grupo de "Mercenarios", terminando en Bolivia, siendo aplastado por un ejercito de escasa preparacion, no habiendo recibido la cooperacion de las masas campesinas a las que el pretendia liberar.



Cuando unico la figura del "Che" crece, es cuando se compara a la de Fidel Castro. El "Che" abrazo al Marxismo, nefasto e ineficaz en su propia naturaleza, pero al menos puso su vida y su conducta para promover ese ideal. Fidel Castro en contraste, se abraza a si mismo.
El ideal de Fidel es Fidel. El poder ilimitado e indefinido y su sueno de grandeza con complejos napoleonicos y de Julio Cesar. El Socialismo, el Marxismo- Leninismo, todo eso no son mas que instrumentos que sirven para obtener el unico objetivo que importa. El convertirse en arbitro absoluto de los destinos de Cuba y en poder proyectarse mas alla de los estrechos confines de la pequena isla.

Que pensara el "Che" si desde el mas alla, pudiera observar lo que ha acontecido desde su muerte. La caida del muro de Berlin, "las "masas" destruyendo a martillazos el odiado simbolo, el desmoronamiento del bloque sovietico, la China comunista implantando medidas capitalistas, toda la America Latina abrazando al llamado "Neo-Liberalismo", en Cuba los rapaces capitalistas de España, Canada y Mexico explotando a una masa obrera docil y obediente y para terminar con la tremenda ironia, los Capitalistas haciendo dinero y obteniendo ganancias de su memoria, vendiendo CD's y camisetas con su figura y su nombre.

Mientras, Fidel Castro continua con sus hipocritas discursos enarbolando su memoria en su intento por reavivar el fervor revolucionario de un pueblo que ya no tiene la mas minima fe en las promesas del Maximo lider y que aborrece el sistema por el que murio el Che y que tan solo ha traido, al pueblo de Cuba escacez y carencia de libertad.

Notas del Editor

¹ Según datos de la época, el che había mandando a romper el grueso muro de la oficina de la cabaña, para así poder mirar desde su oficina los fusilamientos. Cuentan que invito a un escritor comunista rumano, que al entrar a la oficina le dijo: -te mostrare algo... en ese momento explotaban la cabeza de un hombre frente al pelotón de fusilamiento. El escritor rumano no podía creer lo que veían sus ojos... miro al Che y lo vio orgulloso mirar hacia el patio, con su tabaco de lado y sonriendo. De regreso a su país, según cuentan el escritor rumano deserto en una escala técnica en Austria

² A los dos años de ser Presidente del Banco Nacional, quebró las finanzas de cuba. Como Ministro de Industria quiso innovar, destruyendo completamente el avance que hasta en ese entonces se había logrado.

³Cuando fue capturado en Bolivia en un momento de cobardía ante su muerte, pidió por su vida, al decir que el, le era mas util vivo. Debilidad humana? El hombre que miraba desde la ventana del Morro sin piedad, ahora estaba del otro lado. Quien a hierro mata a hierro termina

 

Versión de este articulo en PDF

Articulos Relacionados
El Guerrero de las Sombras
Confesiones de un Sacerdote
Gustavo Villoldo reabre debate sobre los restos del Che
El Mejor Servicio a la Revolución Cubana
Ché: El hombre devorado por un Póster
Operación Che
 

Inicio | Puerto Rico | Cuba | La otra Cara | Cartas de Cuba | Conózcanos
© Fecha de Fundación 30 de Julio 2003 El Veraz - Derechos Reservados