El Veraz 
Portada
Audio y Video
Los 10+
Raíces
La otra Cara
Documentos
Reconciliación
Estadísticas
Victimas Cubanas
Galería de Puerto Rico
Isla del Encanto
Galería de Cuba
La del Turista
La del Cubano
Rostros Cubanos
Nostalgia Cubana
Búsqueda
Buscar en ¨El Veraz¨
Internacionales
Sitios de Puerto Rico
Sitios de Cuba
Artículos anteriores
Artículos anteriores
Divulgue la verdad
Imprimir Articulo  
Envie Articulo  
A Favoritos  
| El Veraz. | San Juan, Puerto Rico |
La Guantanamera

Por María Argelia Vizcaíno

Siempre me habían dicho que La Guantanamera, la más internacional del cancionero cubano, (después de Siboney y El Manisero) era creación de Joseíto Fernández, pero al hacer las investigaciones necesarias para escribir su historia... ¡Dios mío qué complicación!, me encuentro un enredo más grande que los que pasé cuando escribí sobre el Mambo y el Bolero cubano. Entre los posibles creadores de tan conocida canción además de Joseíto, están nuestro Apóstol José Martí, Julián Orbón, Héctor Angulo, Peter Seegers, Herminio ‘Diablo’ Wilson y Ramón Espígul.

A continuación, y para ilustrar lo que les digo, les voy a escribir fragmentos de las distintas fuentes estudiadas, para que compartan mi confusión; posteriormente trataremos de analizar cada una para poder desenredar esta madeja.

José Pardo Llada, en su Diccionario de Nostalgias Cubanas escribió: “La guantanamera no tiene autor conocido. Nació de la inspiración de algún trovador popular posiblemente de la provincia de Oriente, al cantar en homenaje a una guajira de Guantánamo...”. “En 1961 un guitarrista, Leo Browder, cantó la Guantanamera con Versos Sencillos de José Martí y así se popularizó mundialmente.” En realidad se refiere al magnífico guitarrista cubano Leo Brouwer, nacido en La Habana el 1ro. de marzo de 1939, nieto de Ernestina Lecuona la hermana mayor de nada menos que el Maestro Ernesto Lecuona, la que le enseñó sus primeras lecciones.

El Dr.Cristóbal Díaz Ayala en su formidable y bastante exacto libro Del Areyto a la Nueva Trova argumenta: “En 1966 Peter Seegers toma una vieja tonada guajira cubana, La guantanamera, le pone Versos Sencillos de Martí traducidos al inglés, y en poco tiempo esta melodía se oye en el mundo entero; con los medios de difusión modernos hizo en días lo que en su época le llevó años a la Habanera Tú, a Siboney o al Manisero.” No dice que Joseíto es el autor, tampoco Espígul, y menos Orbón del del que menciona que vivía en Estados Unidos y se dedicó a la enseñanza.

Sin embargo, el laureado escritor Guillermo Cabrera Infante afirma que era 1963 cuando Seegers grabó la canción con el grupo Sandpippers, ofreciendo como autores Seegers-Angulo, por esto Julián Orbón entabló un pleito “por el robo de la propiedad intelectual, que sólo ganó a medias.” Esto apareció en el Diario La opinión a raíz de la publicación del libro Cuba y sus sones de Natalio Galán, el cual Cabrera Infante escribió el prólogo.

También las herederas de Joseíto Fernández estaban reclamando los derechos de autor, por La guantabamera — alegando que nunca se lo pagaron a su padre— argumentando que el 30 de septiembre de 1985 (Joseíto murió en 1979) la S.G.A.E. (Sociedad General de Autores de España) reconoció el traspaso de los derechos de la Guantanamera a los herederos de Joseíto.

Se hace necesario argumentar antes de continuar que Héctor Angulo, según nos dice Helio Orovio en su Diccionario de la Música Cubana, es un compositor, nacido en Santa Clara, Cuba, el 3 de septiembre de 1932, “...en 1959 obtuvo una beca para estudiar en la Manhattan School of Music de New York. En 1964 regresó a Cuba”; lo más probable es que se encontró con Seeger y le mostró las partituras que su maestro Julián Orbón había confeccionado de La guantanamera con los versos de Martí, y juntos decidieron grabarla, adjudicándose la autoría.

Es importante aclarar que Alejo Carpentier escribió en 1946 La Música de Cuba, y dijo de Julián Orbón “...heredero cubano de la tradición española, no ha tratado aún —fuera del pregón— de escribir una partitura de neto acento criollo”, por lo que entiendo que la tonada de La guantanamera, ya famosa en la década de 1930 en la voz de Joseíto por el programa radial escrito por el productor José Rodríguez Díaz y llamado El Suceso del Día, no se la reconoce como de la autoría de Orbón en ese tiempo. También hace mención del supuesto origen español de La Guantanamera en el fragmento: “Hace poco, una emisora radial habanera obtuvo un gran éxito de popularidad con una canción de buen corte campesino titulada La guantanamera, que había sido traída a la capital por auténticos cantadores. Sobre su melodía eran narrados (...) los últimos acontecimientos de la actualidad. Pues bien: la música que correspondía a los dos primeros incisos de La Guantanamera no era otra que la del muy antiguo romance de Gerineldo, en su versión extremeña”.

Rosendo Rosell nos dice en su excelente libro Vida y Milagros de la Farándula de Cuba III, (y es la parte que me confundió más por considerar verídico todo lo que ha escrito) “...la Guantanamera cuya autoría pertenece a Ramón Espígul, pero algunos desconocedores se la achacaron al intérprete Joseíto Fernández...confirmado por Israel López (Cachao)”. Hasta ahora, —disculpen mi ignorancia,— yo sólo sabía que Espígul era un cómico cubano del teatro bufo, que conoció su gloria en el Alhambra, famoso por su papel de negrito al lado de Enrique Arredondo y Leopoldo Fernández. También Rosell según dice, coincide con la Dra. Elena Pérez Sanjurjo, pero la Dra. en su documentado libro Historia de la Música Cubana, no incluye en su listado de “Formas bailables y del cancionero cubano” a nuestra Guantanamera, así que me quedé sin confirmar el dato. Desconozco la tesis de la doctora, igualmente el por qué lo confirma Cachao, tampoco los detalles de cómo Rosell tuvo acceso al informe, pero estoy segura que hay un mal entendido en todo esto, como veremos más adelante
Lo más insólito fueron los versos que aparecieron en 1979 en Cuba escritos por el matancero Juan Pablo Santana, que reclamaba como verdadero autor de La Guantanamera a Herminio ‘El Diablo’ Wilson, pero el historiador de entonces de la ciudad de Guantánamo José Sánchez Guerra, despejó la confusión al declarar a Juventud Rebelde: “Será muy difícil probar la paternidad del Diablo Wilson a estas alturas, pues no existe ningún documento oficial o elemento documental que lo pruebe, pese a que algunos músicos cercanos a él, atestiguaron, incluso, la forma en que fue compuesta la canción, dedicada a la mujer.” Acentuando después que tampoco dos de los musicólogos, compositores de la época, Rafael Inciarte y Jesús Morlote, que acompañaron a Fernando Ortiz “...en su empeño investigativo con ese fin...” no pudieron encontrar nada al respecto. Este Herminio Wilson fue un cantante de Guantánamo del que no se ha escrito mucho, por lo tanto no puedo ofrecer más datos sobre él.

Todas estas son observaciones de personas muy inteligentes y preparadas, pero que analizándolas, pude sacar mis propias conclusiones con relación al verdadero origen de La Guantanamera, que les expondré en la tercera parte, de este breve ciclo, pues en la segunda, conoceremos cómo La Guantanamera fue un Noticiero Radial y la etimología de su nombre.


Inicio | Puerto Rico | Cuba | Internacionales | La otra Cara | Cartas de Cuba | Conózcanos
© Fecha de Fundación 30 de Julio 2003 El Veraz - Derechos Reservados